Páginas

lunes, 17 de noviembre de 2014

Plum Cake de Membrillo y Fresas



El viernes me puse a enredar de nuevo con inventos propios basándome en cosas que ya existen, claro está... Bundt Cake? Pues no, que ya había demasiados este finde con eso del día internacional del susodicho. Algo con calabaza? Tampoco, que tenemos demasiado... Ya sabéis que yo voy contra corriente, debe ser que me gusta llevar la contraria a todo el mundo y, además, tengo que dar salida a la ingente cantidad de membrillos que he recogido de mis arbolillos este año (no es verdad, que he regalado a montones y no soy capaz de acabar con ellos).

Y vamos allá:
Lo primero que debéis hacer es cocer membrillo, escurrirlo bien, pasarlo por el pasapurés o con la batidora, pesarlo y añadirle exactamente la misma cantidad de azúcar. Removed bien y reservad.

Ingredientes:
- 200 gr. de mantequilla a temperatura ambiente.
- 3 huevos a temperatura ambiente.
- 250 gr. de membrillo triturado con el azúcar correspondiente añadido.
- 1 cucharada de miel
- 1 cucharada de esencia de vainilla
- 200 gr. de harina *
- 100 gr. de maicena
- Una cucharadita de levadura *
(* Podéis usar harina para bizcochos que ya lleva levadura: 200 gr)
- 75/100 gr. de fresas deshidratadas

- Una pizca de sal

Elaboración:
- Ponéis las fresas a hidratar en un bowl con un chorrito de ron

- Bate los huevos
- Añade la matequilla a los huevos sin dejar de batir
- Ahora agrega el puré de membrillo
(Horror!! ¿Qué le pasa a ésto que se ha cortado?. No le pasa absolutamente nada, una vez que vayáis añadiendo la harina, la mezcla tendrá mucho mejor aspecto)
- Incorpora la cucharada de miel y después la cucharada de esencia de vainilla.
- Tamiza las dos harinas, junto con la levadura y la pizca de sal. Lo vais incorporando a poquitos a la masa y con la pala de la amasadora o a mano, preferiblemente, para que todo quede bien integrado.
- Colamos las fresas que teníamos hidratando y las rebozamos en harina. (De este modo es más difícil que se vayan al fondo)

- Incorporamos las fresas a la masa, intentando no batir y que queden repartidas por todos lados.
- Precalentamos el horno a 180º con calor arriba y abajo (En esta ocasión usé el ventilador)
- Preparamos el molde, y lo rociamos con Bake-Easy o como se hizo de toda la vida con mantequilla y harina. (mi molde mide  25,5x11x8 cm). Ponemos dentro la mezcla y la nivelamos con ayuda de una espátula, ya que es muy densa.
- Introducimos en le horno precalentado y en unos 45 minutos está listo. Yo después lo dejé 10 minutillos más dentro del horno apagado.



ESTÁ DE VICIO!! mmmmmmmm




2 comentarios:

  1. ¡Qué rico Zampi! este bizcocho tiene que estar de muerteee!!! me llevo un trocito hoy que apetece merendar cosas calentitas con algo así :-)
    Besos
    Lxx

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias, Leny. Llévate lo que quieras.
    Besitos

    ResponderEliminar