Páginas

martes, 3 de noviembre de 2015

Pan de Muerto

Aquí llego fuera de tiempo con la receta. ¿Os podéis creer que la tengo hace ya dos años?. Y la verdad es que tampoco tengo perdón por llevar dos años sin hacerlos porque están sencillamente deliciosos, es el tipo de dulce que me gusta, sin cremas, sin pringues, un bollo nada empalagoso...

La receta es de mi amigo Daniel Jordá y la comparto con todos vosotros por si queréis hacerla. No os voy a marear con su historia, lo que si os digo es que es un dulce típico de México por estas fechas... Para todo lo demás: GOOGLE.

Ingredientes:
(Para dos panes, que uno os sabrá a poco, hacedme caso!!!)
- 500 gr. de Harina de Fuerza
- 150 gr. de azúcar
- 10 gr. de sal.
- 100 gr. de mantequilla
- 100 gr. de leche (preferiblemente entera, yo los hice con semidesnatada)
- 10 gr. de levadura en polvo de panadería (o 30 gr. de levadura prensada)
- 3 huevos M (La receta original decía 180 gr. de huevo, por si preferís pesarlos)

* Mantequilla derretida y azúcar para espolvorear

Elaboración:
- Mezcláis los elementos sólidos (Harina/ Azúcar/ Sal/ Levadura) Es muy importante que la levadura no entre en contacto directo con la sal o retrasa el levado.
- Ahora podéis agregar los huevos en el centro de la mezcla anterior, es más fácil si los batís un poco antes. Mezclamos con una cuchara o una espátula para no quedarnos pegados.
- Cuando estén los huevos integrados añadimos la leche y seguimos mezclando
NOTA: Es importante que todo esté a temperatura ambiente, no de la nevera)
- Y es hora de empezar a amasar y amasar hasta que la mezcla esté bien integrada.
- Por último vamos añadiendo la mantequilla, a temperatura ambiente y a poquitos, no toda de golpe o no os hacéis con la masa. Un poquito de mantequilla y amasamos, cuando está integrada, otro poquito de matequilla y a amasar... Así hasta que se acabe.
- Formamos una bola, la introducimos en un recipiente que habremos engrasado previamente con aceite, la tapamos y dejamos que leve hasta que haya doblado su volumen.


- Una vez levada, dividimos la masa en dos.
- Dejamos un poco de masa para hacer la calavera y los huesitos, como veréis en las fotos, a mi me salen cabezones... ja ja ja ja ja ja ja ja ja
- Formamos los dos panes con sus huesitos encima y los dejamos levar de nuevo (el tiempo aproximado es de una hora, pero depende de tantos factores: humedad, temperatura, etc... que cada caso exige un tiempo diferente, dadle el tiempo que necesiten o el resultado será una masa sin cocer correctamente).


A veces me da por hacer caritas... ja ja ja ja ja ja ja


- Precalentamos el horno a 200ºC con calor arriba y abajo y sin ventilador.
- Hay dos opciones: 1) Pintar los panes con mantequilla derretida con ayuda de un pincel y espolvorear con azúcar, antes de introducir en el horno. 2) Pintar los panes y espolvorearlos una vez que ya salieron del horno y han enfriado un poco. Yo lo suelo hacer antes.
- En unos 10/14 minutos tenemos listos los panes.
- Dejamos enfriar y nos los zampamos!!!

Mi horno calienta mucho más arriba que abajo, por eso el cabezón se tostó

Si es que se les vierten las cabezas... jajajajajajaj

2 comentarios:

  1. Madre mía que pintaza!!!
    Me tengo que animar para hacerlos....
    Que doraditos!!!
    Me pido tres llescas untadas con Nutella ji ji ji
    Besos fenómena, mira que tenerla dos años hay guardada ji ji
    Muachssss

    ResponderEliminar
  2. Ja ja ja ja ja ja, esto de ir corriendo siempre es lo que tiene... jijijijijijijij

    ResponderEliminar